Después del enorme desplome de ventas del último año y medio el comercio empieza a remontar, y se prevé que las cifras mejoren en los próximos meses.

La recuperación de ventas, poco a poco, durante el verano hace que la previsión de cara a este próximo otoño dibuje una expectativa halagüeña. Bien es cierto que se parte de unas cifras demoledoras que cayeron hasta en un 40% de ventas con la llegada del confinamiento.

Durante los próximos meses la expectativa, según la Confederación Española del Comercio (CEC), puede mejorar tanto que incluso las cifras de ventas puedan situarse a sólo un 10% por debajo de la facturación previa a la pandemia.

Las mejores fechas para el consumo

Estas perspectivas tan favorables se deben a que llegan los mejores meses de consumo del año. Un periodo en el que el verano se alarga y se funde con campañas comerciales tan potentes como el Black Friday, y el periodo previo a la de Navidad que supone el momento de más consumo de todo el año. En datos están puestos los puntos de mira de los comerciantes, sobre todo teniendo en cuenta que se calcula que hay más de 70.000 millones de ahorro contenido en las economías familiares.

Las esperanzas puestas en 2022

Los primeros resultados del comercio se han podido palpar este verano en zonas que han visto aumentado su rango de turismo nacional y las sensaciones han sido muy buenas. La Comunidad andaluza y el norte de España han comprobado esa mejora, mientras que zonas de turismo como Baleares, donde la caída de visitantes extranjeros ha sido importante, han visto mermadas las cifras de ventas de su comercio local.

No obstante, los buenos pronósticos dependen de la evolución de la pandemia durante los próximos meses.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies